La carta de motivación

La guía para escribir tu carta de motivación paso a paso


Aunque de primeras te lo pueda parecer, la carta de motivación no es exactamente una carta de presentación. No obstante, es cierto que cumplen una función similar y que coinciden en cuanto a su estructura. Te estarás preguntando entonces: ¿qué es lo que cambia?

Pues bien, la principal diferencia que presenta la carta de motivación respecto a la de presentación es el estilo de redacción. Dicho de otra forma, se diferencian entre sí por el tono de voz. Mientras que la carta de presentación es un texto bastante formal y serio, la de motivación utiliza un tono más entusiasta, con altas dosis de ingenio y de creatividad.

En los siguientes apartados te explicaremos detalladamente para que se utiliza y cómo se hace una carta de motivación. Recuerda que con Cartadepresentacion.com, nuestro editor online, podrás escribir tantas como quieras, utilizar nuestras plantillas de cartas de motivación y disfrutar del asesoramiento y los consejos de expertos en selección de personal. ¡Crear la carta de motivación perfecta es posible!

Para qué sirve la carta de motivación

La carta de motivación sirve para mostrar tu interés, entusiasmo y predilección hacia un puesto de trabajo, una solicitud de beca o la matriculación en un máster. Este documento tiene que demostrar al receptor por qué eres el candidato perfecto y por qué te mereces conseguir ese puesto, plaza o subvención.

Es cierto que, por lo general, cuando se trata de postular a un trabajo lo más común en España es presentar una carta de presentación junto con el currículum. Ahora bien, dependiendo de la oferta de empleo y del perfil la compañía, tal vez te resulte más útil y apropiado acompañar tu CV con una carta de motivación.

Sin embargo, cuando se trata de acceder a un máster o presentarse como candidato para recibir una beca, lo más normal es que la carta de motivación se solicite como requisito obligatorio. Esto es, por lo tanto, una de las pruebas más importantes ya que un buen documento podría ser la llave de acceso a ese curso o subvención que tanto deseas.

Ahora que ya conoces para qué se utiliza la carta de motivación, nos centraremos en explicarte cómo debes redactarla.

Cómo hacer una carta de motivación

Cuando vayas a escribir tu carta de motivación, tendrás que seguir algunas pautas para que resulte lo más sencillo posible. A continuación, vamos a darte unos consejos útiles que te servirán de ayuda para redactar la carta de motivación perfecta. Éstos son los siguientes:

  • Refleja esos rasgos positivos de tu personalidad que tanto te caracterizan, tus habilidades y, en definitiva, todo aquello que le demuestre al receptor que merece la pena contar contigo.
  • Para ello, es importante que seas sincero y te ajustes a la realidad. Es decir, no mientas ni crees una persona inventada que poco o nada tenga que ver contigo.
  • Destaca tu entusiasmo y tu motivación por conseguir ese puesto de trabajo, beca o formación. No dudes en ser ingenioso y creativo. Dependiendo del receptor, podrás incluso aportar un toque de humor en algunas partes de tu carta.
  • Todo lo que cuentes debes hacerlo de una forma sencilla, clara y muy fácil de entender. Por lo tanto, huye de las frases muy elaboradas y del vocabulario que pueda sonar pedante y excesivamente formal.
  • Por último, presta mucha atención a la ortografía y a la cohesión de lo que has escrito. Una vez terminada, no dudes en repasar varias veces tu carta de motivación para asegurarte que tiene sentido y que carece de errores gramaticales.


Ahora que sabes cómo redactar tu carta de motivación, es importante que sepas también cuál es la estructura que debes seguir para hacerla. Estas son las partes en las que se divide el documento:

  • Presentación: en este apartado, además del saludo inicial, tendrás que añadir una presentación de tu perfil profesional. Esta parte ha de ser breve y, a su vez, clara y concisa.
  • Contenido: se trata del cuerpo del documento. Aquí tendrás que hablar tanto de tu formación académica como de tu experiencia profesional. Mientras lo haces, menciona alguna de tus habilidades o logros más relevantes para el trabajo al que postulas. En pocas palabras, haz un breve resumen o trailer de lo que podrá ver el reclutador en tu currículum vitae.
  • Despedida: esta es la parte de cierre del documento. Por lo tanto, es muy importante acabarlo de una forma apropiada y que vaya en sintonía con la presentación y el contenido. Lo ideal será que en este apartado muestres tu interés por tener una entrevista. No olvides despedirte.

Recuerda: es necesario que incluyas tus datos personales en tu carta de motivación, idealmente en la parte superior. La fecha, sin embargo, se ha de poner en la parte inferior izquierda.

Modelo de carta de motivación

Dependiendo de a quien vaya dirigida, tendrás que hacer uso de un modelo de carta de motivación o de otro. Es decir, no puede ser igual la carta para optar a una beca o acceder a un máster que para conseguir un puesto de trabajo. Cuando te decimos que tiene que ser distinto no nos referimos a su formato, sino a su contenido.

No obstante, el modelo de carta de motivación es muy sencillo, simplemente se necesita seguir la estructura que comentamos en el apartado anterior. Para que lo veas más claro, dividiremos el documento en diferentes partes microsecciones para que puedas redactar tu carta de motivación sin ningún problema.

  • Información personal: empieza tu carta poniendo tu nombre, apellidos y detalles de contacto como tu teléfono y tu correo electrónico.
  • Primer párrafo: es la parte más importante de tu carta de motivación por lo que tendrás que ser lo más claro y preciso posible. Presentate con un saludo inicial, expresa tu deseo e intención de formar parte de la compañía y no te excedas con el contenido (máximo 5 líneas).
  • Segundo párrafo: aquí céntrate en tus habilidades, títulos, conocimientos y experiencias más importantes y, sobre todo, relevantes con la oferta de empleo/beca/máster. Escribe de una forma desahogada pero concisa e igualmente, no te pases con la extensión del párrafo (máximo 6 líneas).
  • Tercer párrafo: se trata de que escribas el primer y segundo párrafo de tal forma que, en este tercero, puedas dejar clara tu intención de tener una entrevista de trabajo. Es importante que el estilo de tu redacción sea el mismo durante toda la carta de motivación. Este apartado no debería ocupar más de 4 o 5 líneas.
  • Firma: no olvides cerrar tu carta de motivación despidiéndote del reclutador/destinatario y firmando el documento. Puede ser tu firma real o simplemente tu nombre completo y apellidos.

Consejo: haz todo lo posible para conocer el nombre de la persona que recibirá tu carta de motivación. Si mandas tu documento a alguien específico demostrarás exclusividad e interés por tu parte. De lo contrario, el destinatario podría pensar que es una carta general que has mandado a más ofertas, solicitudes, etc.